sábado, diciembre 31, 2005

2006

Y bueno, el 2005 se nos va...
Ha sido un año arduo: emociones fuertes, aprendizajes de la vida... y el aprendizaje fundamental: no dar nada por seguro, nada por sentado, ni siquiera dar por sentado que no hay que dar nada por sentado... ja ja...
Descubrí lo tedioso que es para mí enviar mensajes de saludos por estas fiestas. Aquellos que están cerca, los que están en mi corazón, sepan que les deseo lo mejor en estas fechas.
Mi deseo para el 2006 es que podamos, cada uno de los seres que habitamos este planeta, convivir mejor, con tranquilidad en nuestros corazones, sin búsquedas de aniquilaciones simbólicas ni reales; que podamos dejar que el tiempo pase mientras construimos. Porque ¿de qué puede servir que mi vecino no construya sólo por el hecho de que yo no puedo hacerlo o por el hecho de que yo lo haría de otra manera, que considero la óptima? En ese caso, lo mejor es construir uno, uno mismo: buscarse una vida, la vida de uno.
Ahhh, ya parezco Bucay (o Ludovica) ... pero bueno... a veces pasa esto cuando uno se las ve cara a cara con las máscaras que están enfrente, cuando uno despierta a la necesidad de tener que elegir entre convivir pacíficamente en esta sociedad o salir a hacer piquetes de ojo a riesgo de ser calificada como una inadaptada o una incomprensiva y convertirse en una paria, en una exiliada.
Basta de victimización! Ya lo dijo el sabio Mojan Llul, y acuño aquí las palabras de estas dos frases suyas:

"la mente se transforma en aquello que contempla"

y

"yo no soy una gota en el mar, yo soy el mar"


Feliz año nuevo!!! porque lo mejor siempre está porvenir

jueves, diciembre 29, 2005

Real

Leo libros, leo revistas, suplementos culturales, meils, páginas webs, blogs... Entre estos últimos, muchísimos hablan de política, ya sea directa o eufemísticamente. A veces me gustaría escribir algo así. Rara vez lo hago. Tal vez porque la política y los análisis sociológicos, políticos y derivados, se me hacen agua cada día cuando tengo que laburar como una burra y llegar a la pantalla y al teclado tras una extenuante jornada.
Tal vez mi vida es pequeñísima: de la casa al trabajo, del trabajo a la casa. Y la esperanza de cenar un buen plato de fideos, o una rica milanesa con papas fritas.
La necesidad hace olvidar todo deseo fuera de la subsistencia.
A eso nos han conminado.

lunes, diciembre 26, 2005

2005

Navidad, fin de año, supuesta época de balance: ¿qué capitalicé?: un blog! y con él, una nueva experiencia de escritura y una nueva experiencia de lectura (ambas plurales, pluralísimas!); la magia de la tecnología en mi propia casa! o en el azaroso rincón de un ciber, posteando en cualquier lugar del mundo!!!; la escritura de nuevos poemas; la maduración de los de hace un tiempo; el descubrimiento del chocolate: que todo no se puede, no se puede todo, no se puede hacer todo todo; y el descubrimiento mágico y aterrador: que el "otro" existe: hay alguien ahí, preguntando, opinando o callando: el lector de blogs existe, el lector existe. Gracias!

martes, diciembre 20, 2005

2001

Hace cuatro años, un día como ayer y un día como hoy

No olvidar.

jueves, diciembre 15, 2005

Parafraseando

hoy que mi corazón... se agita en silencio...

Silencio, que no es silencio...

sábado, diciembre 10, 2005

Fábula

Yo tenía una tortuga, y se me escapó!

bah, la dejé escapar... Habrá sido porque no la alimenté lo suficiente, con delicado empeño... a pesar de su rispidez, es frágil su integración al ecosistema. Pero alimentarla todos los días hubiera implicado para mí un desmesurado esfuerzo, un esfuerzo que no estaba dispuesta a seguir sosteniendo. Tal vez sea yo una furry-liebre... quién sabe...

jueves, diciembre 01, 2005

¿Qué es un escritor?

Recuerdo un tiempo en el que todos querían tener página web... Hace algunos años eso era difícil y oneroso... Ahora todos podemos tener una página web y subir toda la info que uno quiera o escribir cualquier pavada que se le ocurra... ¿Será por eso que ultimamente han proliferado los "famosos" con libro publicado? Las modelos, los conductores de televisión, los actores, las actrices, los columnistas, los que tienen bolos en la tele, los conductores de radio... La aparición de títulos editados por multinacionales, firmados por gente notable que trabaja en los medios masivos de comunicación es muy grande y directamente proporcional a la proliferación de weblogs de gente que tal vez no sea tan destacada en la circulación de esos mismos medios. Medios que a su vez se manifiestan asombrados por dicha proliferación de blogs, e incluso preocupados. ¿Será acaso que, a pesar de que muchos están decretando la muerte del libro y de la lectura en ese formato, el libro tradicional continúa siendo un signo de pertenencia a lo que podríamos denominar "una cultura alta", "una cultura de clase"? ¿O será lo contrario? ¿Será que el libro goza de buena salud? Si nadie (o pocos) lee (n) ¿por qué tantos quieren ser escritores?
Y otra pregunta más: al escribir un libro ¿se convierte uno en escritor?
Tal vez la respuesta a esta última pregunta sea no. Lo cierto es que la figura del "escritor" sigue teniendo prestigio, y todo aquel que haya escrito y publicado un libro ya puede ir definiéndose como un escritor en ciernes.
Ahhh me acuerdo del magistral cuento "Escritor fracasado", de Roberto Arlt. Si no lo leyeron, háganlo.

jueves, noviembre 24, 2005

lalengua

En una entrevista recientemente publicada por el suplemento Ñ, de Clarín, Reynaldo Jiménez, poeta y editor de la revista Tsé-Tsé, dice al referirse a la poesía peruana: "Los poetas peruanos son notables por su vivacidad expresiva, el nivel de riesgos formales que asumen, su calidad emotiva e intelectual. Pero reducir esa intensidad a las fronteras geopolíticas y militares va contra el espíritu librepensante, que asocio a las poéticas. Hay un nivel más amplio, que es el de la lengua, y otro, más amplio todavía, que es el de la percepción verbal, encantatoria, la poesía como una acción en el mundo, en los mundos".

Y termino este post con una cita del poeta mexicano Gerardo Deniz: "quien lea, entenderá"

miércoles, noviembre 23, 2005

Invitation

En una discusión bastante "endogámica" y porteña (espero que los calificativos no despierten a "Las Furias"), de la cual tuve conocimiento a través de un vínculo de Xenia Norton hacia www.dudodetodo.blogspot.com , y que tuvo lugar durante la segunda mitad del mes de octubre, vi que allí quienes intervenían hablaban de la escena literaria argentina comparándola con una fiesta. Entonces me acordé de uno de mis más juveniles poemas nunca publicado, aquí va:

Repetida
como el tam tam
rítmico.

Paseo por el salón
de una fiesta
a la que no fui invitada.

Estoy en mi lugar,
igual que vos
o cualquier otro.

Ajena me siento,
estando en mi derecho,
porque esta silla
no tiene nombre.

A pesar de la, para mí, notable inmadurez de este texto, lo subo a este blog por dos motivos: el primero, porque pertenece un libro que jamás publiqué y que jamás voy a publicar (al menos eso es lo que hoy creo y espero...); el segundo: porque considero que su metáfora continúa teniendo algún sustento. Me sorprende darme cuenta de que no reniego de mis primeros pasos, como tampoco de mi primer libro publicado (lugar común entre muchos escritores el de renegar y negar su primer libro). Tal vez porque los veo como parte del arduo aprendizaje que implica el camino de la literatura. Renegar y/o negar esos primeros pasos sería como decir que cuando se aprendió a caminar uno nunca se cayó ni tuvo un tropezón. En la medida en que vayamos pisando, se trazarán la huella y el sendero.

lunes, noviembre 21, 2005

Faro

"El futuro es nuestro por prepotencia de trabajo", dice, entre otras cosas, Roberto Arlt en su prólogo a "Los Lanzallamas", y agrega "que los eunucos bufen", parafraseando a Rubén Darío.

Cuánta fe... cuánta fe...

lunes, noviembre 14, 2005

Reflexionando...

Detrás del mar
me encontraré anónima
entre similitudes
de mí misma.


Camino por la foto,
consciente de mí
no de lo vivo
que la habita
todos los días.


Y caeré en la cuenta
de que hubo, hay,
quien está siempre
pisando en París
una piedra.




Este poema es uno de los primeros que publiqué. Apareció en la tercera edición de "Crucerito - Tickets de poesía", que en 1995 editaban las poetas Gabriela De Cicco e Irene Ocampo.
Tiempo después, en 1996, fui invitada a hacer una lectura en el IV Festival Latinoamericano de Poesía (hoy Festival Internacional) de la ciudad de Rosario. Me sentía por demás de honrada, dado que había presentado un grupo de poemas al comité organizador y me habían seleccionado, incluso cuando mi trabajo era íntegramente inédito.
Aquella tarde de junio, compartí la mesa con los poetas Pablo Crash Solomonoff, Inés Introcaso, Mariana Brebbia, Marcelo Cutró y Ángel Oliva (hijo del maestro Aldo Oliva, poeta fundamental, de cuya mano tuve la fortuna de leer a muchos de los grandes autores de la literatura europea en mi tránsito -aún inconcluso- por la universidad) Recuerdo que leímos un viernes a las tres de la tarde, hora de la siesta y de la digestión del almuerzo. Y sin embargo, la sala estaba completa de público. Recuerdo que en el programa del evento titulaban a la mesa "Poetas jóvenes" (claro que lo éramos, yo estaba por cumplir 22 años y el mayor del grupo apenas si tendría 26). Recuerdo también que al momento de ver el programa y el título bajo el cual se nos presentaba comentamos entre nosotros la incomodidad que sentíamos por el calificativo "jóvenes". Y nos preguntábamos: ¿acaso los poetas octogenarios son presentados como "poetas ancianos"? ¿Quién cuestionaría la solidez de la violencia poética de Arthur Rimbaud aún cuando escribió toda su obra antes de los veinte años? Por supuesto que ninguno de nosotros, los poetas de aquella hora de la tarde, puede compararse con un gigante como Arthur Rimbaud... bueno, al menos yo no, por mi parte.
Más tarde, fuimos manifestando aquel malestar a los organizadores del festival que se realiza hasta hoy, desde 1993, cada año, y gratamente algunas cosas han cambiado: los poetas leen todos juntos, sea cual sea su edad o procedencia, porque lo que importa es la poesía y el poeta y su trabajo.

sábado, noviembre 12, 2005

Sombra quieta, de Ricardo Zelarayán

Una plancha se detuvo junto a un árbol y del suelo
brotó una lluvia de transistores.
Nosotros también nos detenemos, y a veces un poco
deslumbrados
nos vamos por ahí... tambaleantes.
Pero la cosa recomienza, y siempre volvemos
a ser lo que éramos.
El mobiliario se completa.
Lo que no quiere decir que la silla vuelva
a llevarse bien con
la mesa.
Habrá que ver lo que es seguir... Pero que siga, que siga...
sin detenerse.
Y cuando comienza uno a abanicarse a grandes rasgos,
sin sentarse en una silla,
el suelo comienza a anegarse
y se termina por encontrar una rueda de esas
en un rincón,
completamente knockout.
Momentos después la rueda recomienza
y hay vientos por ahí.
Un viento que acomoda las últimas migajas
(¿por qué habrá siempre últimas, me preguntaba los
días pasados
que siempre hay)
La quiebra del pavimento
la quiebra de los talones,
la quiebra de las agujas y de los pelos,
de las grúas y de los bancos de plaza,
tiene que ver con los paraguas que flotan a la deriva
o con los humos que brotan interminablemente de las
orejas gastadas.
Una oreja sepulta caballos.
Los cabellos sepultan caballos.
Los caballos insepultos son todos orejeros.
Las hojas se acomodan pero ya no se estacionan
durante años en un rostro.
Orejas de plaza,
paraguas insepulto
rueda demoledora...
Hubo que hacerse un lugarcito y esperar.
La conversación lateral crecía y los rostros se
abordaban salvajemente.
Una almohada de cabellos.
Una almohada de caballos.
Orejas por el suelo, rodillas en la tierra,
y todos los rinconcitos reservados para otras miradas.
Hoy me pregunto por qué de todos lados se vienen
caballos
traídos de los pelos o de los cabellos.
Y el porqué de tantos andenes sin rostro definido
para colgarse de cualquier lado.
Una vez fueron tres
y no hubo palacios sino calles como zancudas,
y cómo se sacudían
en cualquier sector de cabello
o de espejo incontenible.
¿Por qué contener el agua?
¿Por qué la llama acentuaba su relieve para declinar
y caer en embudo?
Había que enroscar los cables de las miradas
¡Y que pase otro más al frente!
Un frente sin perfil, un filo iluminado para los que
buscan asirse de los bordes.
Ojos vacíos, ventanas vacías y vendaval.
Hay un viejo asunto de cajones
y de muelas del viento.
Un centenar de antenas dopadas
hacen brotar sus frutos por todas partes.
Pero si hay partes no pueden ser todas para asomarse
detrás de una loma,
de debajo del agua,
detrás de una puerta
o simplemente detrás de los párpados.



(poema transcripto de "La Gran Salina y otros poemas", publicado por Mate, con la dirección de Arturo Carrera, editado por Juan Lagomarsino, Buenos Aires, 1997) (aclaración: el formato de este blog dificulta la disposición adecuada de las caídas de verso respecto del original, pero sí se han respetado los cortes de las mismas)

viernes, noviembre 11, 2005

Otra vez

La ansiedad no es buena compañera: extravía el ojo y la palabra, nubla la conciencia, crea fantasmas, monstruos que no son más que molinos de viento agitados por la tormenta del ojo interno tan estrábico y extraviado.

Despierto a la calma, veo que el relámpago dibujaba un gigante en el árbol junto a mi ventana. Pequeñísima ventana azotada.

jueves, noviembre 10, 2005

Los ojos, las manos, la palabra

Existe en este mundo gente que estima que para vivir tiene que demostrar su valía estableciendo un campo de batalla en el que vencer.
Existe en este mundo gente que cree que para vivir hay que servir una buena mesa para alimentarse y compartir y repartir.
Creo que pertenezco al grupo de estos últimos. Sin excusas, por convicción cristiana tal vez. Y escucho cada palabra, aún la réplica, al menos hasta que comienza a ser demasiado necia. Y no sólo eso, también respondo. Tal vez por mi vocación ineludible de Casandra. Y creo que por eso mismo escribo, por eso mismo digo, como Casandra, la visión de lo inevitable que ha de ser creído sólo cuando se cumpla.

En Argentina el fenómeno de las editoriales pequeñas e independientes que publican poesía nueva es tan fuerte que los medios de información tanto locales como nacionales no han podido obviarlo (http://www.lacapital.com.ar/2004/09/12/seniales/noticia_131511.shtml)
Lo mismo sucede en otros ámbitos, como las artes plásticas. Basta ver algunas notas que han ido apareciendo desde el 2003 a esta parte. Pero el fenómeno eclosivo se va modificando, de eso versa esta nota de Beatriz Vignoli y Nancy Rojas: http://www.lacapital.com.ar/2005/10/30/seniales/noticia_241098.shtml

Por Dio'!!!

Ahora entiendo por qué Beatriz Vignoli dice que un blogger tiene que postear cuestiones personales de manera proporcional a los líos en que se mete a causa de sus post!!! Qué va! Acaso tengo que aclarar que no soy experta en poesía mexicanaaaaaa!!!!!!! Si acá apenas si llegan un par de títulos taquilleros de Fondo de Cultura!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Ni pienso meterme en los asuntos de las capillitas mexicanitas. Bastantes problemas hay en mi país. Lo que queda clarísimo con todo esto es que ustedes, mexicanos queridos, tienen mucho de qué conversar...

Viva la poesía... carajo!

lunes, noviembre 07, 2005

Continuum

y la discusión no cede... qué bien! Rodrigo Flores sigue sumando cánticos a la hinchada: pueden verse en el blog de la mexicana María Rivera (http://mariarivera.blogspot.com/2005/10/el-poema-manifiesto.html) y una yapita en la deleuziana nota del chileno Felipe Ruiz (http://www.letras.s5.com/fr211005.htm) que tiene como eje a Roberto Bolaño, pero que viene a cuento.
Por mi parte, jamás pensé que una mini crónica de mi lectura/escucha de una partecita de la poesía mexicana actual podía llevar a este maravilloso torbellino de opiniones. Considero que la problemática de la poesía hoy, la problemática que implica escribir y leer poesía hoy, excede las fronteras y los kiosquitos o capillas que cada localismo ha sabido construir, para transformarse, finalmente, en una cuestión que tiene que ver con la ética y la construcción del espacio y las referencialidades del lugar simbólico desde el cual se erige la escritura: un lugar apartado de la ingenuidad. O al menos, eso espero...

miércoles, noviembre 02, 2005

Rin... Rin...

bueno... bueno... atiendo... sí sí, estoy cansada. Es tardísimo! pero las circunstancias me impulsan a una respuesta a Rodrigo Flores, quien saltó como la langosta cuando la tocan, a raíz de mi post sobre la poesía mexicana... y bueno, habrá una batida entonces... sibilisadamente... Varias cosas vienen a mi mente a raíz del post de Rodrigo del día 1 de noviembre: la primera es que por suerte la poesía mexicana ha tenido varias bajadas del caballo a lo largo de su historia, fundamentalmente durante el siglo XX. Lamentablemente no es mucho lo que se puede acceder a leer en este rincón del mundo de la obra poética (e incluso narrativa) de autores como los que él cita (Gerardo Deniz, José de Jesús Sampedro, Jesús Arellano, Gloria Gervitz, Mario Santiago Papasquiaro, Eduardo Lizalde). Algo sintomático si se tiene en cuenta la profusión de las publicaciones editoriales en México. Es decir que estamos ante una hegemonía de la "estética y retórica de lo sublime/puro/esencial", aún cuando hegemonía no quiera decir mayoría.
La segunda: ¿acaso "Estoy afuera" no se ha presentado como una alternativa a estas poéticas hegemónicas? Claro que sí!!! ¿o no? Caso contrario no hubiese tenido tantas repercusiones en el medio cultural mexicano, en general, literario, en particular, e internacional. El encuentro ha sido sin dudas una muestra de lo diverso que se está generando, no sólo en México, sino en toda América Latina, y es evidente que eso también tiene una tradición. Y pobre del que no lo pueda ver... tal es el caso de la petardera y premiada María Rivera quien, paradójicamente, asistió como invitada al encuentro con su posición tomada y su obra adhiriendo a la "estética y retórica de lo sublime/puro/esencial", entre otros poetas que la comparten. Y está bien! En caso contrario no se hubiera notado el contraste y la pugna.

...

Continuará... ?

lunes, octubre 31, 2005

Call

- un, dos, tres, probando... un, dos, tres, probando... aquí la ciudad de Rosario, Argentina, llamando a Florecita... el aterrizaje se ha realizado satisfactoriamente... llegue... vamos... llegue... Observe su realidad contextual y continúe con sus análisis del panorama local... Compárelo con otros... Hágalo con inteligencia o al menos con buen tino... Vamo' vamo'

- uf! estoy cansada! deme un momento, por favor!

martes, octubre 25, 2005

Rewind

En México se están preguntando cuál sería el espacio y el registro poético de las vanguardias después de las vanguardias... Nosotros, en Argentina, nos hicimos esa misma pregunta en la década del noventa... La institucionalización de las manifestaciones culturales mexicanas está comenzando a ser cuestionada, de ahí la angustia y las preguntas, pero siguen sin bajarse del caballo: entonces el malestar...
En buena hora, híjole!

viernes, octubre 21, 2005

Play

De regreso de la espera, escribo...
Ah... cómo retomar las notas de este blo(ck)g sin ser autobiográfica? Cómo hacerlo si he sido golpeada y conmovida por una ciudad de 25 millones de habitantes y una geografía descomunal? Cómo hacerlo si cada paso que dí en el distrito federal de México pisé un recuerdo decisivo de historia latinoamericana?
El presente allí es como el polvo en un rayo de luz: suspendido en la eternidad. Porque a pesar de la velocidad de lo cotidiano, del tráfico infernal, los ruidos, la multitud, el tiempo parece detenido, quietísimo en el polvo de la ciudad y sus restos antiguos.

domingo, octubre 09, 2005

Distancia plus

Primer vuelo. Intensidad.
Las ciudades latinoamericanas no se parecen tanto entre si.

Reafirmo, un viaje tambien es una espera.

martes, octubre 04, 2005

Distancia

Postear o no postear, esa es la cuestión: cuando no hay nada para decir, mejor guardar silencio. Los post anteriores pueden seguir hablando... Existe una distancia entre yo y yo-en-el-blog, ya lo dice Vignoli en su espacio. Soy y no soy. Entonces, esta yo que está más acá, más acá conmigo-de-mí, se calla: no dice.

Varios días de vértigo, mucho más conmigo que en este lugar, toman distancia, auscultan el silencio. Otra ciudad me dio cobijo: toda plateada La Plata: luz, sol, calles anchas, amigos, comiditas ricas. La literatura alberga esas cosas gracias a años de trabajo. Y la vida está ahí, afuera de la pantalla. No quiero aquí ninguna autobiografía. Rescato la polémica del libro como sobreviviente a vaya a saber qué futuro: en qué formato, con qué tecnología, en qué tiempo. Y la pregunta por los lectores de todos los tiempos, los mejores, los anónimos. Espero que ninguno sea excluido.

martes, septiembre 27, 2005

lasperanza

¿Y qué sería el pesimismo sino el rastro de una debilidad de espíritu frente a la espera que implica la concreción de un deseo?

viernes, septiembre 23, 2005

lansiedad

Una piedra en el camino es una piedra. ¿La habré puesto yo allí?

El juego de la rayuela: si está la piedra, no piso. Avanzo esquivando el escollo. Pero a veces no se ve. No se ve e insisto en pisar. O trastabillo y caigo, me golpeo: no llego al cielo. Di un mal paso en el avance. Otra vez mi error: el de no tener fe...

martes, septiembre 20, 2005

Trampa 22

El Mayor Mayor le dijo a su secretario: "Yo ahora me voy, tengo que ir a la iglesia. Si viene alguien a verme, hágalo pasar a mi oficina" A lo que su secretario respondió: "Pero usted se va..."
"Sí, por eso mismo, si alguien me busca, hágalo pasar....", dijo el Mayor

Larga vida a nuestra burocracia!

sábado, septiembre 17, 2005

De la traslación

En todo viaje el tiempo se presentiza. Continuo desplazamiento del presente al presente. Instante. Instante. Maravillas de la geometría: una línea es una infinita sucesión de puntos al infinito: infinito presente, paso a paso.

Un viaje también es una espera.

viernes, septiembre 16, 2005

Del tratamiento de la materia

Dos cuerpos se vinculan substancialmente, cada uno de los continentes aporta su forma al roce. Se desplazan, con suavidad, moderación o violencia, buscando el encuentro, propiciándolo con mayor o menor frecuencia. Seleccionan según su comodidad el espacio donde acomodarse: popa, proa, camarote, carajo, cabina y subdivisiones posibles. A veces cada uno se desplaza en su propio barco. A veces uno de los dos se queda en la costa.

El viaje es largo. ¿Quién está dispuesto a ocupar el lugar de la espera?

Quiero ser marinera.

miércoles, septiembre 14, 2005

De la modificación de la sustancia

La mujer de un marino aguerrido conoce las virtudes de la espera y la acción del silencio.

Creo que todavía tengo mucho que aprender.

domingo, septiembre 11, 2005

De la transformación natural

Encadenada ella a una roca, sobre y junto al mar, Andrómeda vive a merced del sol, del viento, del agua y su sal. Pasa las horas sin abstraerse demasiado del aprendizaje que se le impone, descubierta.
Ella calcula, advirtiendo lo que no domina, lo que no puede dominar, asimilando las fuerzas naturales a sus saberes de cocina, de arreglos cosméticos que algún día volverían cuando Perseo la tomara de la mano, la acomodara en su lecho y luego, descansando en la cubierta de su barco, durante la noche mansa, la escuchara relatar el ciclo espectacular de los elementos.

De la tesis del color y la sustancia

Revisando un "Atlas de los pueblos de Africa" (Ed. Paidós, 2005) y las referencias a los grupos étnicos que poblaron la zona de Etiopía 2000 años AC, estoy llegando a la conclusión de que nuestra querida Andrómeda era negra. O que al menos su piel era de un color mucho más que rosáceo.

Maravilloso es ver la manera en que se instala en el imaginario la ficción de la belleza o la belleza de una ficción.

miércoles, septiembre 07, 2005

Plegaria

Un paso en la multitud. Otro paso en la multitud. Entre pisada y pisada, el silencio de la ciudad.
El viento azota el pelo del caminante... El viento azota el pelo de Andrómeda encadenada a su destino (?)

Ojalá no haya más destino que el deseo.

martes, septiembre 06, 2005

Del color de la sustancia

Sus retratos blancos. Ella blanca. Blanca Andrómeda.
¿Quién osaría darle la coloración de una esclava?

Yo soy blanca. Blanca. Blanquísima. En exceso. Pero las laceraciones de los latigazos y la vida en el interior me muestran colorida. Negrísima.

Negrísima soy.

domingo, septiembre 04, 2005

De una de las formas de nombrar

Andrómeda, entre otras cosas, es una doncella mítica. Hija de Cefeo (rey de Etiopía -aunque según otras interpretaciones del mito su origen sería fenicio) y de Casiopea. Fue expuesta como víctima expiatoria como castigo a las veleidades de su madre, que había enfurecido a las divinidades marítimas y exigían una purga. Así fue atada Andrómeda a una roca. Cuando Perseo la vio allí, a su regreso de la expedición contra la Gorgona, se enamoró de ella y pactó con Cefeo el matrimonio si lograba liberarla.
Y así fue. Vivieron felices, etc etc

Ahora, pregunto (aún no he podido dilucidarlo): si Andrómeda era de Etiopía ¿acaso era negra?

viernes, septiembre 02, 2005

Poiesis

Cuando se sale a caminar, o cuando se inicia un viaje, es inevitable el punto de partida. De ese lugar del que nacemos al camino, recaudamos lo necesario para el trayecto. Y llevamos un nombre. Y nuestra manera de nombrar lo que nos rodea, nos habita o nos visita.

Yo, florecita, no me llamo arbolito.

miércoles, agosto 31, 2005

Ask

Alba (Ezra Loomis Pound) (http://zaidenwerg.blogspot.com)

Fresca como las pálidas hojas
húmedas
de los lirios del valle
al alba yace ella junto a mí.

Ante el poema nace la pregunta idealizada:
¿Yacerá alguna vez mi femenina imagen con tan lánguida dignidad amorosa?
En el agua que refleja a Narcisa, en el suave viento del reposo, en la promesa del día amanecido; el eco del valle se presenta.

lunes, agosto 29, 2005

Temps

Allá lejos y hace tiempo leí que un chinito nace cada vez que en Occidente alguien suspira... Cuánta magia...

domingo, agosto 28, 2005

Trajín

Corro corro... Proporcionalmente hacia el olvido de mí, de los demás... La educación cristiana sirve para aprender a no infligir el dolor que no queremos que se nos inflinja. Y sin embargo, a pesar de todo lo aplicado que se pueda ser en esta tarea aprendida, no siempre se logra.

I forgive you, babe-you

viernes, agosto 26, 2005

Veritas

Las comunidades son algo problemático. Ya sea un barrio, un pueblo, una ciudad más o menos pequeña, más o menos grande.
Uno va transitando circuitos, caminos, de memoria... se cruza con gente... caras que se vuelven familiares. Esto genera equívocos. Alguien puede creer que conoce a alguien por el simple hecho de encontrárselo cotidianamente... Y no. Nada que ver.
Tampoco se puede conocer a alguien o saber cómo está su corazón aunque se lea su blog todos los días.

martes, agosto 23, 2005

Trip

La maratón hacia "lo nuevo conocido" -es decir, con otros protagonistas que tienen los mismos problemas que todos- se ha calmado. Pero no detenido... La vida recién comienza... siempre está comenzando...

Di Sarli me sonrió cuando salí de la rotisería. Y en ese momento lo amé tanto, que dejé de tararear "Bahía Blanca" y me dispuse a caminar, mirando las casas bajas, los árboles. La luz blanquísima.

sábado, agosto 20, 2005

El ansia

Y se renueva el camino hacia lo nuevo. Calmemos el paso, aunque "lo nuevo siempre vino corriendo"...

viernes, agosto 19, 2005

Painfull

El dolor es una sensación extrañamente vivificante. Por momentos evitable, suele ser ineludible cuando llega. Aunque siempre hay algo que llama a ignorarlo o a eludirlo: un golpe, por ejemplo. Entonces, algo trivial, otro dolor, tan ineludible como el profundo, pero más superficial que el primero, nos despierta a la vida nueva de todos los días. Este último puede ser provocado por un diccionario cayendo sobre uno de nuestros pies, o una pulga picando en nuestra mejilla mientras se está atado de pies y manos, con imposibilidades de rascarse. Así, uno busca hasta que encuentra la manera de aliviar el dolor trivial, y cuando lo logra, cuando lo calma, se da cuenta que durante un rato el otro dolor, el que creía más profundo, ya no tiene tanta importancia.
Tan maravillosa es la vida.

miércoles, agosto 17, 2005

Pain

Al mirar a los ojos el rostro del dolor, el espacio se vuelve nauseabundo, concretísimo. Todo es masa y peso al contemplar la mirada de una madre a la que le arrebataron su cría.
Nada que decir en estos días veloces, y sin amor.

domingo, agosto 14, 2005

lalegría (lalergia?)

¿Dónde estará?
¿Estará fuera de mí?

En ocasiones un nombre pareciera capaz de despertarla, pero es poco lo que puede durar esa muleta, es de caña blanda, no sostiene. ¿Qué es mejor entonces?
Cambiar la dieta. Pastar en soledad.
Mirar volar el pichón.

sábado, agosto 13, 2005

lalegría

Las peñas tienen una sentimentalidad añeja, insoportable. Calidez cero.

¿dónde está la alegría?
No en sus canciones. Y en un peñero jamás, excepto cuando se siente vencedor o ganador de un destello de virtud.

viernes, agosto 12, 2005

Missssss

Un orden nuevo está naciendo. Se mueve el avispero.

Han mermado las lecturas y, con ellas, la escucha. Nada demasiado importante que decir se enmascara en la grandilocuencia de la que aspira a ser altísima poesía. Es decir, una cagada... Los adjetivos enormes proliferan como la maleza y ni un rastro de auténtica vida.

La vida en las bibliotecas es para las ratas.
Los mejores libros son los que se llevan bajo el brazo. O en la mano, con sudor.

No recuerdo de memoria ni un solo poema. Ni siquiera mío. Apenas paráfrasis, versos sueltos...
Lectura extraviada. Lectora estrábica.

¿Dónde está la esquina que vio nacer el río?
Existe quien aspira a que el Paraná tenga su nacimiento allí donde fluye hacia su muerte.

miércoles, agosto 10, 2005

Días

La vida es más veloz que los post. Más veloz que internet y la banda ancha más rápida. Y está en otra parte.
No se trata de falta de ocurrencias, ni de carencia de deseo, pero a veces hay que postergar lo urgente para ocuparse de lo importante: respirar, caminar, bailar, dormir

sábado, agosto 06, 2005

Pathos II

La pasión... del amor... ? la pasión... El encuentro apasionado sólo puede tener lugar con un "otro", alguien o algo que no nos pertenece y que queremos hacer nuestro...
Si así no fuese, si el encuentro no fuese con "lo otro", se trataría de un simple "reconocimiento", un "encuentro de afinidades". Pero la pasión es otra cosa... no es amor (puede incluirlo o estar incluida en él, pero no es lo mismo) La pasión puede obnuvilar a la razón, ofuscar, enloquecer: "te voy a secuestrar", "te quiero comer", "te voy a matar... a besos". Egoísmo y emoción.
Cuando el "otro" se aleja, se lleva a sí de mí, me abandona, no significa que haya dejado de "ser mío", porque nunca fue mío, ni tiene por qué serlo o haberlo sido. Cuando dos son dos, no son "para el otro", sino "con el otro". Y esa es la parte de sí que, al separarse, ambos tienen que matar... olvidar...

viernes, agosto 05, 2005

Carpe diem

En numerosas ocasiones me encuentro teniendo que definirme como lectora. "Y qué leés?", es la pregunta. Y... no sé... leo de todo, todo el tiempo. Demasiado caóticamente. ¿Será eso sano? No, no soy una buena lectora. Al menos no una lectora metódica.
A veces trato de enumerar en mi mente los libros que leí y me cuesta mucho recordarlos, sobre todo los últimos. Pero, si hablamos de películas la cosa cambia. Será que nací con el televisor prendido, mirando.

...

Releo lo de arriba: "n-a-c-í- c-o-n -e-l-t-e-l-e-v-i-s-o-r-p-r-e-n-d-i-d-o" si le sacamos lo que sigue, puede interpretarse: nací "despierta", "emitiendo", "actuando", "interactuando en un mundo (otro)", y los lugares comunes derivados del "referido" (como decía Oliva), "no del 'referente'": "en la cultura de la imagen", "de lo inmediato", "de lo dado", de "lo ya procesado", "la cultura basura" y un infinito y absurdo etcétera

...

Me gusta lo viejo, me gusta lo nuevo. Sin paradigmas, con paradojas

miércoles, agosto 03, 2005

Amitiés

Acá, cervezas mediante, con Guaterresistant, ese, que dice llamarse Esteban, hemos modificado un poco este espacio. Qué alegría! Al fin!!!

Polis

Alguien dijo en su blog que lo privado también es político.
Puede ser, pero eso no significa que lo privado deba tomar estado público.

lunes, agosto 01, 2005

Sigue el baile...

Y el tema no se agota. La noche y la fiesta no terminan...
Donde sí se baila es en esos espacios donde la gente celebra el fin de una etapa y el comienzo de otra, como un exorcismo (despedidas de soltero/a, casamientos, cumpleaños de quince..., aunque no siempre es así, claro, siempre existen los amargos...) Pero, existen otros espacios, donde se baila los fines de semana sin parar. Cuerpos con cabezas arrancadas... Gente que no sabe si llega a mañana, o cómo será su despertar. Esos que bailan cumbia cumbia, que la cantan hasta en karaoke. Otro mundo, alejado de los blogs, de los libros, de la producción de sentido y de arte. Agitan los porrones al ritmo incansable del tema que escucharon toda la semana en la radio y que habían esperado ansiosamente bailar.
Ahí hay fiesta de vida a pleno. Bailamos todos sin excepción. Sin poder detener la pasión atávica de nuestra sangre.
Aunque eso es ahora, en este tiempo, porque hubo otro tiempo. Un tiempo en que en las peñas se bailaba. Los universitarios antes bailaban. Ahora, no.

domingo, julio 31, 2005

Bailamos?

¿Y por qué nadie baila en esos circuitos en los que nadie baila? Digo, por qué allí no se baila con un leve abandono salvaje o cercano al rito colectivo... ? ¿Por qué tanta gente no puede disfrutar de la danza?
"Baila para mí, idiota asesina", le dijo un tipo a una amiga, en una peña, allá por los años noventa. ¿Será que esa quietud está ligada a la represión de las pulsiones, de los deseos más primitivos que guardamos?
Cambio, cambio intelectualización y razón, por experiencia y emoción. Por eso bailo, sin parar. Para estar más en mí que nunca en la danza.
"oscurita, sin luz y mi corazón haciendo tum tum tum", estoy conmigo y con quien sea. Somos hermanos humanos, distantes y amantes desconocidos al mismo tiempo. Latiendo. No hay poder que pueda parar la determinación de mi alegría. Y si lo impone la ley, si la ley dice que acá no, que acá no se baila, me voy, con la música, a otra parte.

Dancing

Lugares para bailar hay muchos en Rosario, lugares donde se baile... muy pocos.
Tema recurrente en mi discurso el de la danza: toda una preocupación.
Sin dudas, depende de la población que frecuente el sitio.
Si la gente que asiste pertenece a un estrato de clase media en descenso, pero con veleidades de cultura letrada e inquietudes artísticas, es altamente probable que nadie baile allí. Excepto cuando esa danza esté ligada a un saber, como es el caso del tango y del folclore, donde el desenvolvimiento del baile tiene marcas precisas que no cualquiera puede cumplir. Mientras que, si esas mismas personas se encuentran envueltas en el rock and roll o la música electrónica, es poco lo que van a agitarse. No es bien visto el gratuito y público apasionamiento...
En cambio, si los danzantes no tienen estas características, la historia cambia. Hay otro fenómeno.
Pero eso, queda para un próximo capítulo.

viernes, julio 29, 2005

Pathos

Marguerite Yourcenar dijo que no se siente pasión por quien se ama ni por quien se respeta.

Lapidaria, sin duda.

Al leer tan rotunda afirmación, una clienta de la librería y yo, llegamos a la conclusión de que se llega a la pasión después del amor, o a través del amor. Al menos, al amor apasionado-no-destructivo. Ambas nos mirábamos recordando cada una nuestras vidas. Dos desconocidas reflexionando hacia adentro sobre los minutos trascendentes de nuestros corazones... Algo perturbador, cercano a la exposición, y por lo tanto, a la debilidad. Pero creo que la fortaleza radica en no temer a la propia debilidad, sino en saber convivir con ella y ocultarla, replegarse, en el momento preciso. Eso sucedió. Ella eligió su libro. Yo hice mi tarea. Y guardo conmigo las palabras de Yourcenar, para recordarlas de ahora en adelante.

miércoles, julio 27, 2005

Letrice

Y así encontré una novela que leer. Al fin!
Por ahora me entusiasma "El caníbal", de Juan Terranova. Veremos si me lleva... si me obliga a seguir. Pero me resulta imposible evitar la crítica ante mi propias lecturas: estoy llegando al punto de la paja intelectual, esa que conlleva el interés por las preocupaciones de la propia escritura y su alcance en el universo infinito y difuso de los lectores. ¿Cómo se construye un texto? ¿Para quién? ¿Por qué? ¿Con qué fin? ¿Qué privilegia un lector: el realismo o la pura ficción? Es decir, preocupaciones de escritor, escritora en mi caso. Masturbación.

martes, julio 26, 2005

Movimiento

No paro de preguntarme quién le ha hecho creer a la orda que para bailar hay que estar borracho/a y/o drogado/a. La euforia y las endorfinas pueden ir de la mano de la determinación, porque 2+2 es = 5 Porque yo quiero. Porque es así, ¿o no?
Hace un par de sábados, con unos amigos en "Luna", comprobé una vez más que la pasión y la alegría por la danza pueden espantar a más de uno. Sobre todo a aquellas personas que temen el ridículo: nos miraban con ojos desorbitados, mientras nosotros bailábamos con alegría y sin mirar quién hacía qué.
Definitivamente, la pasión está mal vista por esta civilización. Aunque sería mejor encontrar otra palabra para nombrar lo que hace que uno se exalte sin control y sin que medie sustancia alguna:
¿fascinación?¿enamoramiento?¿exaltación?¿zarpe?

lunes, julio 25, 2005

Rigor

Varios días transcurrieron. Un viaje a otra ciudad. Horas de trabajo.
Alguien murió anoche. Muchos murieron anoche.
El silencio es una forma de la muerte. La exclusión es una forma de la muerte. La vida se está transformando en un campo de batalla, igual que la poesía. Igual que la historia de nuestra literatura, escribiéndose más que nunca.
Cada tanto recuerdo una escena de la miniserie "Paton", cuando Georges Scott, en su personaje, llega a un campo de batalla devastado, cubierto de cadáveres y sangre, y dice, contemplando el paisaje, aspirando profundamente el aire hediondo: "Me gusta esto. Amo esto, desesperadamente."
¿Será eso amar la vida?
A veces las películas de guerra despiertan la fuerza que prevalece, oscuramente, en la conciencia de nuestra propia fragilidad. No el thánatos sino el demoledor esmero de continuar viviendo, a pesar de todo.

viernes, julio 22, 2005

Fatuis levis

No, no puedo postear todos los días. Tampoco tengo la obligación. Hay levedad en esta página. O demasiada bruma de problemas existenciales de los que no pienso hablar. Lo cierto es que hasta ahora carezco de la verborragia golpeadora de otros colegas bloggers. Y la verdad, no lo lamento.
Los días transcurren dialécticos. Leo un par de blogs que me divierten y que todavía no sé linkear. (Contradicciones? Actos fallidos de mi egoísmo?... quién sabe...) Lo que sí puedo decir es que apoyo la moción de Llach (www.monolingua.blogspot.com) que propone hacer una compra colectiva de un ejemplar de "El libro de los pasajes" y después salir en malón a fotocopiarlo. Sin dudas una efectiva denuncia contra el mercado editorial que se esmera en dejarnos afuera con sus retaceos de distribución y exhorbitantes precios: una forma más de la exclusión.

miércoles, julio 20, 2005

Amiguismos

El día del amigo y de la amiga suele ser una jornada de impuesta euforia y afecto. La verdad es que los vínculos se construyen de a poco. Día a día y no de zopetón. Así que... que pase nomás este 20 de julio bello. La vida está acá todos los días, para compartirla.

Y tomo a Yakespeare, citado aquí (www.existirapenaslevemente.blogspot.com) "señálenme a un solo hombre que no sea esclavo de sus pasiones..."... Qué maravilla...

martes, julio 19, 2005

Arrabaleando

Una nueva semana comenzó y el ritmo de la rutina veloz me aparta de la lectura. ¿Cuál fue la última novela que leí? ... ... No lo recuerdo. Hace mucho que no me despierta una novela. Entre el trabajo, internet, los viajes en colectivo, las relaciones públicas y los necesarios encuentros con amigos, los días se escapan. Todavía no vuelvo a adueñarme del tiempo. Pero supongo que a muchos nos pasa...

Entonces mido el tiempo por la danza. Cuento los días entre clase y clase de tango, así se aliviana un poco la carga. Permuto evasión por experiencia.
http://www.planetamarz.blogspot.com ("Guapo")

domingo, julio 17, 2005

Féerisma

Ante el hálito del madrinazgo, continúo...

Los domingos tienen esa espantosa melancolía de los sueños incumplidos. Y no hay río que cobije. No hay. Aún cuando se pueda dedicar el tiempo a las cosas de uno, el domingo se esmera en transcurrir mullido y áspero.

Por lo demás, paciencia amigos, ya aprenderé a linkear.

sábado, julio 16, 2005

Vita

¿quién dijo que un blog tiene que ser autobiográfico o tener algún rastro de tal cosa?
Hoy hice... hoy fui... hoy estuve... y ayer pensaba... Hace unos días leí...

Transcurro por ahora, esquivando semejantes confesiones. Y esto ya es bastante.
Pero noto que es inevitable. Toda escritura momentánea o con visos de automática tiene un fragmento de biografía. ¿O será que tengo escasa imaginación?

viernes, julio 15, 2005

Ejercicios

Me leo y escribo. Practico el arte de bloggear. Ejercito. Investigo la experiencia. No me respondo. Me pregunto.

ANDROMEDA MIL

Nervios de primera vez. Estoy perdiendo mi virginidad virtual. Tantos nombres, códigos improvisados... Cosas por descubrir??? Será lo que deba ser, ya lo dijo San Martín, o si no, no será nada...